Mexicanerías

La muerte

Por Alonso Marroquín Ibarra - 2 de Noviembre, 2008, 11:00, Categoría: Mexicanerías

Por Alonso Marroquín Ibarra




2 de Noviembre de 2008. Ciudad de México

Fotografía de Alonso Marroquín Ibarra


... yo les llamo a los muertos mis amigos,
y les llamo a los vivos mis verdugos.

Juan de Dios Peza

Nos falta sangre en las venas
pa' aguantar lo que sentimos
y más hoyos en la tierra
para la hora de morirnos,
donde enterrar tanta muerte
de esto que hoy tanto vivimos.

Marco Antonio Solís

Patas de catre,
Patas de hilo,
Siríaca,
La Chaneca,
La Flaca,
La Calaca,
La Tilica,
La calaca tilica y flaca,
La Huesuda,
La Pelona,
La Calavera,
La Caneca o,
simplemente, La Muerte.

Nombres mexicanos de la muerte

El día que yo me muera, compadre, no me lloren...
¡Tráiganme un Mariachi y canten!
¡No me lloren, canten!

Reflejo de nuestra idiosincrasia

Si me han de matar mañana,
que me maten de una vez.

La Valentina, canción mexicana

El día que a mí me maten
que sea de cinco balazos
y estar cerquita de ti
para morir en tus brazos

La Cama de piedra, canción mexicana

¡Mátenme pa" que me muera,
que esta vida, sin ti, no me sabe

Anónimo

El muerto murió
y la viuda está muy triste
porque el muerto se peló.

Canción mexicana

A mí la muerte me pela... los dientes

Bravuconada

 

Se va la muerte cantando
por entre la nopalera:
-¿En qué quedamos, Pelona,
me llevas o no me llevas?

Tomás Méndez

Saludos y buena fortuna

Permalink ~ Comentarios (1) ~ Comentar | Referencias (0)
Etiquetas:

Letreros muy mexicanos

Por Constantino Pol - 16 de Junio, 2008, 1:30, Categoría: Mexicanerías

Por Constantino Pol

Los letreros se encuentran por todas partes, lo mismo ofreciendo una recompensa por el perrito extraviado, que tiene muy triste a la señora o a la niña de la casa, que en el interior de un microbús del transporte público, que lleva adornados los nombres de los hijos o las conquistas del chofer.

No faltan, por supuesto, los letreros picarescos o los que contienen un humor involuntario, sea por ignorancia o descuido, ni aquellos donde la filosofía popular vuelca, contundente, su juicio o la crítica. Así fue que en un tiempo se fabricó una calcomanía con la imagen de dos enamorados, que decía:

Todo el mundo está loco, menos tú y yo,
pero empiezo a dudar de ti.

No son pocos los curiosos que han recopilado los letreros que se pintan en los transportes; considerándose clásicos algunos de ellos:

Todos los que me ven son ojos  1
Me la paso entre las cuervas y los hoyos.
Si no vuelvo, lo bautizas.
Mi novia ya no es Virginia.
(Tú con) Tantas curvas y yo sin frenos.
Cuando tú te vas, yo me vengo.
Soy limosnero y me gustan los quintos
 2

Las cantinas y las pulquerías son fuente permanente y libre del ingenio desbordado que, sin prejuicios que lo limiten, se manifiesta desde sus nombres hasta los garrapateos puestos en el interior de los mingitorios, o en mosaicos procaces puestos ex profeso.

Cantinas

La UDG. Si bien las siglas son la de la Universidad de Guadalajara, en este caso aluden a la cantina "Única de Guerrero", y el juego consiste en decir: pertenezco a la UDG; voy a la UDG; estoy haciendo una maestría en la UDG; sin faltar a la verdad.

Existen nombres de todo tipo para las cantinas como La ametralladora (donde las copas se toman una tras otra), La ciudad de los espejos (donde ver a los otros borrachos es verse reflejado), La oficina (para decir dónde se estuvo), La hija de los apaches, La hija de Moctezuma, Las glorias de Baco, Las mulas de Siempre, El gallo de oro, La mascota, El burro.

Pulquerías

Estos establecimientos abiertamente tienen nombres de alto contenido humorístico. Si no, véanse los siguientes nombres:

BB y VT (pronúnciense las letras); La Fuente Embriagadora (donde el pulque nunca se agota); La vida en broma (después de unas "reinas" o unos "tornillos", todo se vuelve gracioso); La otra Villa (para los que no alcanzaron a llegar a la de Guadalupe); El buen timbre (donde a todos les sale la voz y el buen "neutle" logra el milagro de escucharlos como a Pedro Infante).

Un mismo dueño estableció tres pulquerías en una larga subida, bautizando a la situada en el inicio de la pendiente como "El Infierno". Los clientes hacían allí su primera parada, para después continuar y detenerse en "El Purgatorio". Quizá después de muchas horas llegaban al punto final de su recorrido y hacían la última escala en "La Gloria". Muchos se quedaban a disfrutar de su paraíso, pero otros tantos, al día siguiente, vivían un auténtico infierno.

Haciendo un breve paseo por los letreros interiores y los mosaicos de estos templos de Baco, se encuentran algunos únicos:

Inútil cagar de aguilita, hay ladillas voladoras.
La paloma es el pájaro de la paz
 y la mujer es la paz del pájaro.
El que a este mundo vino, y no vino a tomar vino, entonces ¿a que chingaos vino?
Puto yo

Que no te pasé lo que al Tigre de Santa Julia  3
Cuando orino aquí, me 101  
4

En la vía pública

Se pintan casas a domicilio.

En los negocios

Tintorería "La Química Moderna"
Taquería "El misterio de las Rosas"

Armando Jiménez en su "Picardía Mexicana" nos cuenta que en la estación de ferrocarriles, para evitar la acumulación de excrementos en la estación, se puso el siguiente letrero en los vagones de pasajeros:

Favor de abstenerse de hacer sus necesidades
mientras el ferrocarril se encuentre en la estación.

A lo que algún ingenioso, contestó:

Me causa risa y sorpresa
este anuncio estrafalario,
pues debe saber la empresa
que el culo no tiene horario.

Un caso semejante, de respuesta escrita, sucedió en el barrio Martín Carrera, ubicado al norte de la ciudad, donde los vecinos vaciaban, por la noche, la basura que habían acumulado durante el día. La inmensa montaña de inmundicias, hizo que a un vecino le surgiera la idea de colocar la imagen de la Virgen de Guadalupe, pensando que por respeto a la santísima se acabaría semejante incivilidad. El asunto no produjo los resultados deseados, así que puso un letrero:

No tire basura donde está la Virgen

La respuesta que puso la gente, fue:

No pongan a la Virgen donde se tira la basura.

_________________________
1 Ojo. Sinónimo de mexicanismo"ojete", que define a un individuo ruin, de mal proceder, no recomendable.
2  Quinto. Palabra caída en desuso como sinónimo de mujer virgen. El doble sentido del letrero hace referencia a esta definición y no al dinero.
3 Un malviviente al que apodaban El Tigre, de la Colonia Santa Julia, fue muerto mientras se encontraba haciendo sus necesidades. El letrero invita, con humor, a tomar las previsiones necesarias.
4 El 101 no se refiere al número, sino a su pronunciación: me "siento uno", donde "uno" es equivalente a homosexual. El letrero se coloca enfrente del inodoro.

Permalink ~ Comentar | Referencias (0)
Etiquetas:

Refranes con palabras de origen Náhuatl

Por Constantino Pol - 5 de Junio, 2008, 11:25, Categoría: Mexicanerías

Por Constantino Pol

Muchas palabras de origen náhuatl están presentes en nuestro hablar cotidiano y se integraron también en los refranes, generando variantes caprichosas de ellos, ajustando también muchos de los que los españoles trajeron al Anáhuac y finalmente creando nuevas sentencias que sobreviven en todas partes, principalmente en la provincia.

Algunos de los refranes más difundidos que incluyen palabras de origen náhuatl (marcadas en negritas), son, como ejemplo:

El comal le dijo a la olla: ¡qué tiznada estás!

Este refrán en la actualidad se dice recortado, "El comal le dijo a la olla", pero mucha gente no lo sabe completo. Se aplica a las personas que critican en otros los defectos o males que ellos mismos tienen, en muchas ocasiones, más marcados que el criticado. Variante: "El comal le dijo a la olla: ¡Ah, que chingada estás!". Un refrán equivalente es aquel que dice: Óra si; mira, tú, "El Burro, hablando de orejas…"

Mala para el metate, pero buena para el petate

Califica a las mujeres que no tienen cualidades para realizar las labores domésticas, incluyendo por supuesto las de la cocina. En generaciones anteriores, la mujer que no había sido "enseñada" o no tenía las aptitudes para realizar todas las labores de la casa, no era preferida; pero si en las actividades amatorias demostraba su valía, ¿que demonios importaba? La justificación se acomodaba diciendo "Algún defecto debía de tener"

Con la que entiende de atole y metate, con esa cásate

Asociándolo con el refrán anterior, podemos anotar que se encontraba el ideal de la mujer en aquella que tenía capacidades y aptitudes para llevar "como debía ser" el hogar, y "cumplía" a total satisfacción del hombre con sus "deberes" de cama. Si "entendía de atole y metate", la mujer podía "llegarle al corazón" a su pretendiente "por el camino del estómago" y mantenerlo a su lado con sus suculencias. Variantes:
"De la que le haga al atole, escoba y metate, con esa cásate".

Si con atolito el enfermo va sanando, atolito vámosle dando

El atole en una bebida que se les da a los enfermos. En la atención hospitalaria es proporcionado a los convalecientes como parte de una dieta benigna. Expresa también que no debemos cambiar de conducta, cuando se va alcanzando buen éxito con la que observamos. Una de sus variantes es: "Con atolito se va curando; pues atolito sigámosle dando"

Publicado el 22 de Julio de 2007, en: Toma Todo, Revista de Colección

Permalink ~ Comentarios (21) ~ Comentar | Referencias (0)
Etiquetas:

El Blog

Calendario

<<   Junio 2020    
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30      
 
Proyecto Cultura Chobojos - Chobojos
 
 Proyecto Cultura Chobojos - Vida sin fin
 
Proyecto Cultura Chobojos – Fotografía 366
 
Proyecto Cultura Chobojos – El círculo azul
 
Proyecto Cultura Chobojos – La Jauría
 
Proyecto Cultura Chobojos – Toma Todo
 
Proyecto Cultura Chobojos - Chistes x Kilos
 
 

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

Writing Blogs - BlogCatalog Blog Directory